Tomar un buen café espresso.

Hoy me he decidido a hablar un poco del café, ese brebaje que en la mayoría de los bares nos preparan como algo residual que se prepara porque hay que prepararlo y que el cliente entiende como algo amargo que nos deja un sabor raro en la boca. Es una pena que un producto que representa un alto porcentaje de facturación en los bares y cafeterías sea tan menospreciado.

Fragancia, aroma, acidez, cuerpo y sabor son factores determinantes para elegir el mejor café.

Pero en pocas palabras, un buen café nos deja en la boca un gusto agradable y duradero, ni demasiado ácido, ni demasiado dulce, nada amargo. Si al tomar una taza de espresso tenemos que llenar la tacita de azúcar, no es un buen café, un buen café no necesita más de dos o tres gramos de azúcar para endulzarlo.

Como se hace un buen café, ingredientes:

  • Café en grano de buena calidad, con tostado natural adecuado.
  • Un molinillo de café que muela uniformemente y con el grado de molido adecuado para nuestra cafetera.
  • Una cafetera de calidad y puesta a punto, para que suministre la cantidad adecuada de agua, con la temperatura conveniente y con la presión correspondiente al tipo de café elegido.
  • Nos podemos olvidar de todo lo anterior y usar nuestra cafetera Caffitaly y cápsulas de café Stracto.

Para ello sólo tenemos que conectar nuestra cafetera, calentar la tacita poniendo agua caliente, para evitar el contraste de temperatura y que el café se enfríe en un plis-plas, ponemos la cápsula en su sitio, le damos al botón y tras unos segundos tendremos un excelente café

Quiero café Stracto

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *